pies mujer cama

El climaterio supone un gran cambio físico y mental para la mujer, una transición en la que puede experimentar más o menos síntomas. Cuando esta etapa ocurre de forma temprana, lo que se considera como menopausia precoz los síntomas pueden ser de la misma intensidad o incluso mayores.

En el campo de la urología la mujer experimenta una serie de síntomas como, por ejemplo, la debilitación notable del suelo pélvico como consecuencia de los cambios hormonales. Esto lleva una serie de consecuencias como las molestas pérdidas de orina y con frecuencia, las nicturia o incontinencia urinaria durante la noche, una patología que dificulta la calidad del sueño de la paciente.

Es por ello que son muchos las investigaciones destinadas a averiguar cuáles son los efectos reales de esta etapa de la vida de la mujer adulta. En esta ocasión un estudio realizado por la Escuela de Enfermería, de la Universidad de Cincinnati, y publicado en Journal of clinical sleep medicine, en Estados Unidos, ha intentado determinar las causas más frecuentes de las alteraciones del sueño en mujeres premenopáusicas tardías y tempranas.

El estudio partió de una muestra de mujeres entre los 40 y 50 años y se recopilaron datos sobre su ciclo menstrual y de los síntomas cada dos meses. También se tomaron medidas antropométricas, muestras de orina para determinar el nivel de hormona foliculoestimulante y medidas de calidad del sueño de Pittsburg cada seis meses.

Entre el año y año y medio, 206 mujeres permanecieron premenopáusicas y 69 se volvieron perimenopáusicas. El 42 por ciento de ellas experimentó una mala calidad del sueño.  Uno de los habituales síntomas de la menopausia es la nicturia o lo que es lo mismo, el despertarse por la noche para miccionar. El 81 por ciento de las mujeres del estudio se despertaban para ir al baño durante la noche, suponiendo una de las principales alteraciones del sueño y de las molestias ocasionadas por esta etapa de la vida de la mujer. Este síntoma fue seguido por los sofocos que padecían el 26 por ciento de las participantes.

Las mujeres premenopáusicas (etapa de entre 2 y 7 años de cambios hormonales anteriores a la menopausia) se despertaron para ir al baño durante la noche,

Los expertos que realizaron el estudio explican que la alteración del sueño es uno de los problemas principales de las mujeres de mediana edad y es por ello que explican la necesidad de crear estrategias que aborden el problema urológico de la mujer antes y durante el climaterio para así mejorar la calidad del sueño y su calidad de vida en general.

Si deseas conocer más información sobre este artículo, puedes hacerlo en el siguiente enlace de Urotoday:

https://www.urotoday.com/recent-abstracts/pelvic-health-reconstruction/nocturia/105810-sleep-disturbances-in-midlife-women-at-the-cusp-of-the-menopausal-transition.html

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015