Son muchos los factores de riesgo que pueden desencadenar diferentes tipos de demencia. Pues bien, los últimos estudios sugieren que las personas con problemas renales son más vulnerables o tienen mayor predisposición a padecer demencia. El estudio realizado por el Instituto Karolinska, en Suecia, muestra como la relación entre la función renal y cerebral es indudable. Las funciones renales mermadas se habían relacionado, hasta el momento, con un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular.

Según las cifras, el noventa por ciento de las personas que padecen una enfermedad renal, desconocen que la tienen hasta que ya es muy tarde y la patología se encuentra en un estadio avanzado.

La enfermedad renal crónica tiene en común el incremento de su incidencia con el paso del tiempo y según los expertos impedir o retrasar la aparición de ambas patologías podría ser muy positivo para la salud pública mundial.

Este estudio, realizado con 330.000 personas de 65 años o más y a las que se les realizó un seguimiento de cinco años en Estocolmo, pudo mostrar como aquellas personas que tenían problemas renales tenían un 71 por ciento más de riesgo de padecer demencia.

Ninguno de los participantes se había sometido a trasplante renal o a diálisis al comienzo del estudio y durante el mismo fueron diagnosticados 18983 casos de demencia, lo que equivale al seis por ciento de los participantes.

Para poder sacar estas conclusiones los expertos analizaron las tasas de filtración glomerular, que se considera normal con una cifra de 90 ml por minuto o superior. Pues bien, tomando como punto de partida esta medida, los expertos pudieron determinar que a medida que disminuye la función renal, aumenta la demencia. EN casos con una tasa de filtración glomerular normal, la incidencia de demencia era de siete casos por cada mil personas al año. En personas con una tasa de filtración glomerular baja o enfermedad renal, se estimaron treinta pacientes con demencia por cada mil personas al año.

Finalmente y ajustando otros factores que favorecen a la demencia como el alcohol, hipertensión, tabaquismo, diabetes, entre otros, los expertos pudieron determinar que aquellas personas con una filtración glomerular de entre 30 y 59 ml por minuto, tienen un 71 por ciento más riesgo de desarrollar demencia. Personas con una tasa inferior a esas cifras, por debajo de 30ml, tienen un 162 por ciento más riesgo.

https://n.neurology.org/content/early/2021/05/04/WNL.0000000000012113

© Copyright - ICUA 2015