Un estudio publicado en Nature Nanotechnology y realizado por el Centro de Investigación Fred Hutchinson  muestra nuevos avances en la lucha contra el cáncer mediante el empleo de nanopartículas.

Hasta el momento el estudio se ha realizado con ratones y se ha podido comprobar que las nanopartículas  actúan sobre las células inmunitarias, provocando así que éstas  reconozcan las células cancerosas y las destruyan.

Como novedad no es necesario extraer las células T y manipularlas en laboratorio debido a que esas nanopartículas pueden educar al sistema inmunitario para que actúe contra las células cancerosas.  Recordemos que en la actualidad las células T deben ser extraídas del cuerpo del paciente, se tratan genéticamente en el laboratorio, se espera a que crezcan y- a posteriori- se implantan en el paciente.

Con las nanopartículas se eliminan los pasos actuales, es decir, que se simplifica el proceso y con ello se disminuye el coste de los tratamientos.

Finalmente las células reprogramadas con esas nanopartículas  comienzan a actuar a partir de las 28 horas tras el procedimiento y lo hacen durante semanas.  Esta tecnología se encuentra en fase experimental pero los investigadores explican que en las nanopartículas se encuentra el futuro de las inmunoterapias.

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015