• El 98% de los pacientes operados con cirugía robótica de cáncer de próstata en ICUA/ CEMTRO mantiene la continencia urinaria, función sexual y una vida normal.
  • 9 de cada 10 pacientes se pueden curar con la detección temprana de cáncer de próstata y el tratamiento oportuno.

Madrid, 11 de junio de 2020. Con motivo del Día Mundial del cáncer de próstata, que se celebra el 11 de junio, el Instituto de Cirugía Urológica Avanzada (ICUA) y la Clínica CEMTRO quieren recordar la importancia del diagnóstico precoz y de la correcta elección de tratamiento en el cáncer de próstata, una enfermedad que supone la segunda causa de muerte por cáncer en los hombres.

En nuestro país durante el pasado año se detectaron 35.126 nuevos casos de cáncer de próstata, según datos de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) en su informe “Las cifras del Cáncer en España”.

¿Por qué es tan importante la detección temprana y en qué consiste una revisión urológica?

La detección temprana es fundamental para reducir la mortalidad en el caso de los cánceres urológicos. Como explica el Dr. Fernando Gómez Sancha, Jefe del Servicio de Urología ICUA – Clínica Cemtro, con los programas de detección temprana adecuados, puede conseguirse la curación de 9 de cada 10 pacientes afectados de cáncer de próstata. “Con un diagnóstico precoz, que permite tratar la enfermedad en sus etapas iniciales, las posibilidades de supervivencia y curación están, aproximadamente, en el 90 por ciento de los casos. Son dolencias sin síntomas hasta que se extienden, por lo que es importante prevenir. Un simple análisis de sangre (PSA) puede salvar una vida”.

La primera toma de contacto con el especialista consiste en una consulta y una prueba de PSA (antígeno prostático) realizada mediante analítica de sangre. Hoy en día si el PSA es elevado o existen sospechas se puede realizar una Resonancia Magnética de próstata e incluso solicitar algunos biomarcadores genéticos de riesgo,  en muestras de orina o sangre. Si es necesario una biopsia puede realizada bajo anestesia con la más alta tecnología utilizando sistemas de fusión de imágenes de resonancia magnética y estudios con microultrasonidos, una tecnología de alta precisión de imágenes, realizando un Mapeo completo de la próstata, por vía transperineal sin riesgo de infección, ni prostatitis derivados de la biopsia.

El tacto rectal, que se realiza en la consulta, es indoloro y puede evitarse en muchas ocasiones, aunque puede ser imprescindible en algunos casos; el paciente puede rechazarlo si no desea que se le haga. Ante la situación actual derivada de la pandemia de COVID-19, todas estas exploraciones se realizan con las mejores condiciones de seguridad.

¿Cuál es el mejor tratamiento?

Según el Dr. Gómez Sancha, “los pacientes deben implicarse a la hora de tomar decisiones sobre el diagnóstico y el tratamiento de su enfermedad, y necesitan una información correcta para poder hacerlo”. El tratamiento del cáncer de próstata puede hacerse mediante diversos métodos (cirugía abierta, cirugía laparoscópica, cirugía laparoscópica asistida por robot, radioterapia externa, braquiterapia, tratamiento hormonal, vigilancia expectante…). La determinación del tratamiento adecuado se basa en el tipo de tumor, su agresividad, la edad del paciente y sus preferencias. El tratamiento más avanzado es la cirugía robótica, en la que el cirujano se ve asistido por un robot que aumenta su precisión quirúrgica (Robot Da Vinci).

El Servicio de Urología de ICUA-Clínica Cemtro es pionero en el tratamiento del cáncer de próstata con cirugía robótica. A la cabeza de esta unidad se encuentra el Doctor Fernando Gómez Sancha, introductor de la cirugía urológica láser en España junto al Dr. Richard Gastón, padre de la técnica laparoscópica en Urología y pionero en cirugía robótica.

La cirugía robótica disminuye la tasa de recidiva bioquímica y los riesgos de complicaciones quirúrgicas, incontinencia e impotencia sexual.  En estos cinco años se han realizado más de 500 cirugías robóticas, de las cuales la gran mayoría, casi 400 (un 80%) han sido prostatectomías (para el tratamiento del cáncer de próstata); 5% han sido cistectomías, para el tratamiento del cáncer de vejiga musculoinvasivo (infiltrante); 10% han sido nefrectomías (para el tratamiento del cáncer de riñón) y otras como colposacropexias robóticas para el tratamiento de incontinencia y prolapso femenino.

También con cirugía robótica se están realizando cirugías de alta complejidad técnica como reimplantación ureteral utilizando tecnología de fluorescencia, así como extirpación de tumores renales con monitorización intraoperatoria con ultrasonido intracavitario en tiempo real y por acceso retroperitoneal, que solo se hace en pocos centros en el mundo, permitiendo un acceso directo al tumor y preservar el riñón con su función.  

La media de edad de los pacientes intervenidos con cirugía robótica ha sido de 63 años, no se ha registrado ninguna complicación intraoperatoria ni conversiones a cirugía abierta y el ingreso hospitalario es alrededor de 2 – 3 días. Las dos ventajas principales de la cirugía robótica frente a la laparoscopia es la preservación de la continencia urinaria y la potencia sexual. En este sentido, el 98% de los pacientes operados con cirugía robótica en ICUA – Clínica Cemtro han mantenido la continencia urinaria y su potencia sexual.

¿Debe tener miedo el paciente por la COVID-19 a la hora de ser intervenido?

La pandemia de coronavirus ha cambiado el escenario de la cirugía y la medicina en todo el mundo. Los protocolos de actuación y de seguridad se han adaptado en nuestro Instituto, estableciendo circuitos limpios y libres de Covid19. Además de las pruebas preoperatorias habituales, se ha incluido el test de detección de Covid-19 con la finalidad de minimizar el riesgo, tanto del paciente como de los profesionales. Gracias a estas medidas de bioseguridad hemos podido operar pacientes con seguridad sin contagios hasta la fecha.

El Instituto de Cirugía Urológica Avanzada  ICUA – Clínica Cemtro posee, la tecnologías más vanguardistas en el diagnóstico y tratamiento de las afecciones de la próstata en Europa. Desde mayo de 2015 cuentan con la última generación del Robot Da Vinci, el Da Vinci XI, la herramienta más sofisticada que existe para el tratamiento quirúrgico del cáncer urológico (riñón, vejiga, próstata).

© Copyright - ICUA 2015