Una investigación llevada a cabo por el Centro del Cáncer Abramson de la Universidad de Pennsylvania y publicada en Cancer Discovery, ha mostrado como bloquear la proteína CDK7 hace las células diseminadas del cáncer de próstata mueran.

Esto se debe a que esta proteína actúa como un interruptor que controla el proceso Med-1, un mecanismo por el cual el receptor de andrógenos permite el crecimiento del cáncer prostático. Es por ello que bloquear esta proteína o apagar este interruptor permite la muerte celular y con ello se evita la propagación del cáncer de próstata.

En el tratamiento del cáncer de próstata es habitual el empleo de la terapia de privación de andrógenos y la mayoría de los pacientes se vuelven resistentes a la misma por lo que la supervivencia a largo plazo se ve mermada.

En la investigacion llevada a cabo por este equipo estadounidense se pudo comprobar como desactivar la proteína CDK7 mediante un inhibidor condujo a la muerte de las células del cáncer de próstata resistente a castración en el laboratorio y en los modelos experimentales empleados. Los expertos señalan que ademas de lograr la muerte de las células cancerosas, las sanas pueden sobrevivir a la pérdida de Med-1.

En la actualidad los inhibidores de esta proteína se están probando en ensayos en fase I para el cáncer de pulmón o el de mama pero con este hallazgo se podrá en un futuro realizar ensayos para probarlos como terapia en el cáncer de próstata resistente a castración.

El cáncer de próstata tiene una alta tasa de curación cuanto más temprano es su diagnóstico. Descubre cuáles son sus síntomas y cuándo debes acudir al urólogo a las revisiones periódicas si estas o no en un grupo de riesgo.

Cáncer de próstata

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015