Un estudio realizado en ratones por el Instituto de Investigación Biomédica Bellvitge y publicado en la revista Nature, explica que inhibir la proteína NSD2 podría reducir el tamaño tumoral y la metástasis en el cáncer de próstata. La investigación, realizada en conjunto entre expertos de este centro así como investigadores de la Universidad de Columbia, la Universidad de Berna y finalmente el Instituto Catalán de Oncología, muestra como los tumores requieren de esta proteína para continuar con su desarrollo.

Uno de los principales problemas de este tipo de tumor es que muchas veces suele experimentar resistencia a las terapias. Pues bien, a partir de ratones modificados genéticamente para que tuvieran la enfermedad se pudo comprobar que esta proteína modifica el ADN y con ello se activan genes que ayudan a la progresión del tumor. Los expertos explican que esta activación de ciertos genes puede ser la causante de la resistencia a tratamientos tales como la quimioterapia.
Finalmente el estudio mostró como aquellos que eran tratados con inhibidores de esta proteína veían disminuir el tamaño tumoral, una reducción de la metástasis. Es por ello que los expertos se sienten esperanzados y ven el los inhibidores de la proteína NSD2 un futuro posible tratamiento.

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015