Un estudio realizado por el Centro Oncológico de la Universidad de Colorado, de Estados Unidos consigue identificar el proceso por el que el cáncer de próstata desarrolla nuevos tumores en los huesos y además describe una molécula experimental que detiene el proceso metastásico.

Para realizar el estudio los investigadores han observado las proteínas morfogenéticas del hueso (BMP), que colaboran en la formación del hueso sano pero que también, cuando se modifican, participan en el desarrolla en diversos tipos de cáncer como el colorrectal o de esófago.

Los investigadores se centraron en la señalización de estas proteínas en las células mieloides, creadas en la médula ósea, como las hematopoyéticas, encargadas de dar la diferenciación en las células de la sangre excepto los linfocitos.  En el estudio manipularon genéticamente a ratones para que no pudieran expresar la proteína BMPR1, presente en la médula y huesos. La supresión de la expresión de esta proteína, perteneciente al grupo de las BMP, se asoció a menor desarrollo de tumores óseos.

Los portavoces indican que este estudio supone una prueba de que el fármaco experimental denominado DMH1, capaz de inhibir esta proteína, podría funcionar como freno de la metástasis en un futuro.

Si deseas conocer más sobre los tratamientos actuales para el cáncer de próstata puedes hacerlo en el siguiente enlace de nuestra web:

Cáncer de Próstata

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015