Un estudio realizado en centros hospitalarios de Alemania y Austria a través del análisis de resonancias magnéticas espectroscópicas, ha determinado como biomarcador del rechazo de trasplante renal la presencia de ciertos metabolitos como la alanina, citrato, lactato y urea en la orina del paciente. El estudio denominado UMBRELLA determina que estos metabolitos urinarios podrían ser un indicador de rechazo incluso antes que el diagnóstico por biopsia.

Estos metabolitos, según el estudio y el portavoz del mismo perteneciente al Departamento de Nefrología de la Universidad de Regensburg, son un método de diagnóstico no invasivo junto con la tasa de filtración glomerular.

Este hallazgo, según los portavoces, es un gran hito que esperan que pronto se adapte a la práctica clínica. Se denomina AXINON renalTX-SCORE y es capaz de indicar la existencia de un posible rechazo días antes, concretamente entre seis y diez, que los resultados de la biopsia. Los investigadores señalan que su manejo podría indicar a qué pacientes conviene realizarles las biopsias. Finalmente explican que es un posible método diagnóstico importante ya que hoy en día sigue siendo uno de los principales problemas de los trasplantes. Este método podría implementar las estrategias anti rechazo y ayudar a salvar la vida de muchos pacientes.

Equipo ICUA

© Copyright - ICUA 2015